miércoles, 11 de julio de 2012

CASUÍSTICA DEL ASESINO (1)


Principios:

- Romper el cuello cuando es más de uno o es un ejercicio recurrente.

- Estrangular si apetece saborear: ojos sangrientos, espasmos irregulares, burbujas en la garganta.

- Acuchillar cuando exista atracción sexualmente o sea consanguíneo.

- Envenenar con matarratas, en el caso de ser accesible, en pequeñas dosis.

Móvil: 

A) Cuando alguien resulte especialmente molesto.

B) Por que no se quiera compartir la existencia con otro sujeto.

Casos prácticos: 

Ejemplo 1: "Hay demasiada cola en el supermercado."
Respuesta: romper varios cuellos.

Ejemplo 2: "No lo entiendo, me estás poniendo nervioso."
Respuesta: estrangular, la primera vez no hace falta llevarlo hasta el final. Disfruta tu presa.

Ejemplo 3: "No me gusta como hueles."
Respuesta: extremadamente importante no acuchillar. Probar con disolvente o envenenar.

Ejemplo 4: "¿Te has reído de mi?/¿Me has mirado mal?"
Respuesta: si hay algún tipo de atracción, no pensar, acuchillar hasta triturar.

No hay comentarios

Publicar un comentario en la entrada

© Carlota Juncosa | All rights reserved.
BLOG TEMPLATE HANDCRAFTED BY pipdig